Novedades en muebles y diseños de interiores.
   
  NAVEGACIÓN        
  Portada  
  Decorar un escritorio  
  Delimitar espacios  
  Ampliar estancias  
  Presupuesto bajo  
  Diseño en las cocinas  
 
   
 

Ampliar estancias

 
 

Las estancias reducidas son lo que abundan hoy en día en los hogares. Es un problema recurrente que la gente nos pide casi a diario, hacer que, aunque nos sea imposible elevar el techo y mover unos centímetros las paredes, por lo menos se tenga la sensación de que esta sea más grande.

Pero como en todo, hay ciertos trucos y pequeñas maneras de producir ese efecto en el ojo del que mira, y en eso radica nuestro trabajo, en decorar para que produzca un efecto determinado, en este caso que una habitación pueda parecer más amplia de lo que es.

No hace falta gastarse una fortuna ni renovar el mobiliario, tan solo aplicando algunos de estos consejos conseguirás ampliar visualmente el espacio deseado.

1. Elige piezas que llenen la habitación. En salones pequeños elegir un sofá grande en vez de varias piezas pequeñas en realidad disminuye la apariencia de desorden y hace que una estancia parezca más grande.

2. Usa pintura o papel pintado en el techo para que la habitación parezca que está más alta. Hacer que algo atraiga la mirada hacia el techo de una habitación la hace parecer más grande en nuestra apreciación del espacio. Para ello podemos pintarla de color o bien utilizar un papel pintado con diferente motivos, preferiblemente en colores claros, por el punto que veremos a continuación.

3. Usa colores claros en las paredes y en el suelo. Aunque si que es cierto que los colores oscuros hacen que una habitación parezca más acogedora, también absorben la luz en lugar de reflejarla, haciendo que el espacio parezca más reducido. Por eso es recomendable optar por suelos en colores claros, ya sea parquet, baldosa o vinilo. Lo mismo es aplicable al color de las paredes. Esto no quiere decir que hay que pintar todo blanco, podemos usar el color pero en tonos claros o pastel.

4. Utiliza rayas para alargar el espacio. Al igual que las rayas verticales en la ropa nos hacen más estilizados, las rayas verticales en las alfombras hacen que la habitación parezca más larga.

5. Deja las ventanas descubiertas para dar al ambiente más profundidad. Que entre más luz da una sensación de profundidad espacial. Si te preocupa la pérdida de privacidad opta por tejidos livianos que dejen pasar la luz en vez de cortinas opacas.

6. Abusa del almacenamiento oculto y de artículos con múltiples usos. Mesas de café con compartimentos ocultos para guardar en su interior cosas que no queramos que se vean, u otomanas, sillones con un compartimento interior que sirven como asiento y como armario.

7. Utilizar varias tonalidades del mismo color para crear una unidad. Usando diferentes tonos del mismo color en la pared, la alfombra y los muebles, crea una coherencia visual que hace que el espacio se agrande. No es necesario comprar muebles nuevos, añadiendo cojines, almohadas o accesorios de ese mismo tono le pueden dar ese mismo efecto.

8. No coloques los muebles junto a la pared para crear la ilusión de amplitud. Juntar los muebles contra las paredes hace que el conjunto se vea apretado. Incluso dejando unos centímetros entre la pared y los muebles grandes pueden hacer que el espacio parezca más abierto. Si piensas que eso es una manera de desperdiciar espacio, prueba a acoplar un objeto como una consola o una estantería.

9. Comprar objetos de cristal o metacrilato. Los objetos fabricados en cristal o metacrilato están en boga y pueden tener una función añadida, la de no ocupar espacio visual, parecerá que no están.

10. Crea un código de color en los estantes para crear una apariencia de estructura. Ya sea con el tamaño, el color o el tipo, agrupar un conjunto de elementos y disponerlos intencionalmente hacen que su aspecto sea más ágil y liviano. Esto funciona para libros, zapatos o cualquier otra cosa que sea visible en una casa.

11. Usa alfombras para separar una habitación en espacios pequeños. Especialmente útil en los estudios y oficinas, esto crea la apariencia de tener más de un espacio en una estancia grande

12. Usa cortinas de ducha translucidas o en su defecto de un color claro. Es una manera de eliminar obstáculos y dejar que pase la luz.

13. Cuelga estanterías cerca del techo para atraer las miradas hacia arriba. Una forma más de crear la ilusión óptica que hablábamos en el punto 2. Está claro que no es lo más práctico para coger los objetos que pongamos en esa estantería, pero es una manera de maximizar el espacio vertical.

14. Utiliza piezas de arte dramático para hacer que una habitación parezca más amplia. Escoger piezas grandes que produzcan ese efecto óptico.

15. Deshazte de las lámparas de techo. Estas solo enfocan la luz hacia un punto concreto. En su lugar utiliza unas cuantas lámparas más pequeñas para reflejar la luz alrededor y atraer la mirada hacia toda la estancia.

16. Los muebles con las patas a la vista es la clave. En vez de un sofa con faldones o sillas cuadradas, las piezas más grandes con las patas a la vista son perfectas para espacios pequeños.

17. Coloca estratégicamente espejos para crear una ilusión óptica. Poner un espejo enfrente de una ventana es la mejor forma de reflejar la luz y hacer que la habitación parezca más grande.

Y por último un consejo final: rompe las reglas, simplemente porque sea una sala de estar no significa que tiene que haber un sofá, una mesa y un televisor. Muebles y decoración inesperada harán que una habitación sea más personal y divertido.

 
 
   
 
   

Copyright @ 2015 MiddleEastInteriors.com